Todas las noticias e información

sobre el queso

queso curado

¿Cómo conservar el queso curado más fresco?

El queso tiene miles de seguidores en todo el mundo, pero todos de ellos se hacen la misma pregunta. ¿Cómo mantener el queso? A pesar de que tanto el queso curado como el resto de clases es un producto delicado en su conservación, a veces no le prestamos demasiado cuidado a la hora de guardarlo. Por eso, vamos a daros algunas claves para que tengáis en cuenta cuando compréis queso y le busquéis un sitio en la cocina para mantenerlo:

  1. Remplazar el papel y el plástico cada cierto tiempo. Principalmente con los quesos grasos que sudan mucho. Es importante que, cada vez que se consuma el queso, se envuelva con un papel nuevo.
  2.  Utilizar una bolsa de plástico sin sellar. Esto hará que se forme una barrera entre el queso y el plástico, mientras que se mantiene el equilibrio entre la respiración y el aislamiento.
  3. Evitar el plástico. Es una de las peores formas de almacenar el queso ya que absorbe los olores de este material.
  4. Guardarlo en el lugar correcto. A la hora de guardar el queso en el frigorífico es recomendable hacerlo entre los 10 y 12 grados. Una temperatura más baja podría congelarlo y arruinar su textura y consistencia.
  5. No comprar queso para alimentar a un ejército. Lo ideal es comprar pequeñas porciones.
VOLVER A NOTICIAS